Día Internacional del Jazz

 

 

En la Conferencia Anual de la UNESCO de noviembre del 2011, a petición de la comunidad internacional, se proclamó el 30 de abril como el Día Internacional del Jazz. La organización argumentó que “por su historia y evolución, trasciende como expresión artística hasta convertirse en una síntesis de diversas culturas en una combinación armoniosa”.

La fecha está reconocida como celebración oficial en el calendario de la UNESCO y la ONU y su propósito es “poner de relieve el poder del Jazz como fuerza de libertad y creatividad, promover el diálogo intercultural a través del respeto y el entendimiento y la unión de los pueblos de todos los rincones del planeta”.

“El jazz es un estilo tan amplio que es capaz de todo”

Ellis Marsalis, pianista.

 Porque en el jazz hay algo más que música, en él están todos los ritmos del mundo. Nació mezclado y bastardo a finales del siglo XIX, entre los descendientes de esclavos en New Orleans al sur de EUA, y creció alimentándose de todos los sonidos y músicas que le rodean: himnos, marchas militares, músicas religiosas, ritmos antillanos, de la tradición culta europea y por supuesto el inmenso bagaje musical de los esclavos africanos trasplantados a América. Y aunque en sus inicios fue marginado, atribuyéndolo a un género exclusivo de la raza negra, hoy es un ritmo global, libre de estructuras y reglas, porque su espíritu es la improvisación y la libre interpretación a la vez que se comparten espacios sonoros en colectivo.

“El auténtico espíritu del jazz no es exclusivo sino inclusivo”.

Herbie Hancock, pianista

   Este año, en su sexta celebración y en colaboración con el Instituto del Jazz Thelonious Monk, Cuba fue el país elegido para la mayor fiesta del jazz “por su vibrante riqueza cultural y musical”. La Habana fue la capital mundial del Jazz, con festejos simultáneos y en vivo en 190 países de todos los continentes.

 

Otras ciudades donde se ha celebrado el Día del Jazz:

2012 – New Orleans. EUA.

2013 – Estambul. Turquía.

2014 – Osaka. Japón.

2015 – París. Francia.

2016 – Washington D.C. EUA.

2017 – La Habana. Cuba.

 

¿Por qué un Día Internacional del Jazz?

  • El jazz rompe barreras y crea oportunidades para la comprensión mutua y la tolerancia.
  • El jazz eje de la libertad de expresión.
  • El jazz es un símbolo de unidad y paz.
  • El jazz reduce tensiones entre individuos, grupos y comunidades.
  • El jazz fomenta la igualdad de género.
  • El jazz refuerza el papel que juega la juventud en el cambio social.
  • El jazz promueve la innovación artística, la improvisación, nuevas formas de expresión y la integración de músicas tradicionales en las formas musicales modernas.
  • El jazz estimula el diálogo intercultural y facilita la integración de jóvenes provenientes de medios marginados.

 

Día Mundial del Jazz, 2017 – La Habana. Cuba.

La isla abrió las puertas del Gran Teatro de La Habana Alicia Alonso, con capacidad para 2.000 personas, para celebrar el Día Internacional del Jazz .

Una constelación de grandes músicos sobre el escenario, la estrella de Hollywood Will Smith como maestro de ceremonias y al piano las leyendas Herbie Hancock y Chucho Valdés: Cuba recibió el domingo la mayor fiesta del jazz en el mundo.

 

 “El jazz ha sido la voz de la libertad para millones de personas de todas las edades, etnias y credos, porque llega hasta el alma y se conecta con el espíritu de toda la humanidad”.

Will Smith, actor.

 

Más de 50 artistas, de una decena de países, se dieron cita en La Habana.

De Estados Unidos Herbie Hancock, el cantante Kurt Elling, los saxofonistas Kenny Garret y Antonio Hart, el baterista Carl Allen, los bajistas Marcus Miller y Ben Williams, el pianista Christian Sands, la vocalista Cassandra Wilson y el legendario productor Quincy Jones.

Por Cuba estuvieron Chucho Valdés y Gonzalo Rubalcaba, William Roblejo, Eduardo Sandoval, Pancho Amat, Barbarito Tórres, Yasek Manzano, Oscar Valdés, Orlando Valle (Maraca), Cesar López, Alexander Abreu y otros estelares.

También el compositor brasileño Ivan Lins, el pianista libanés Tarek Yamani y el tunecino Dhafer Youssef, laúd en mano, con su tradicional sonido del Mediterráneo.

Compañia Alfaro tiene un compromiso con la música. Trabajamos de la mano con los músicos, para apoyarlos con los mejores instrumentos, sistemas de audio e iluminación pro, para que con el mejor equipo busquen la excelencia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *